Resolución sobre la educación sobre la paz para el desarme

El Segundo Congreso Mundial de la Internacional de la Educación, reunido en Washington DC, (Estados Unidos) del 25 al 29 de julio de 1998: Nota qué: 1. Conflictos reales o posibles existen todavía en Oriente Medio así como en otras zonas del mundo; 2. En el periodo transcurrido desde el Primer Congreso Mundial de la IE, un elevado número de mujeres y niños/as inocentes ha seguido siendo víctima de conflictos étnicos - por ejemplo, en Bosnia - a pesar del fuerte deseo de paz de muchos Pueblos en el mundo entero; 3. Muchos soldados adolescentes han muerto en los campos de batalla en el transcurso de movimientos separatistas o independentistas en varias regiones, entre ellas Chechenia; 4. Las fuerzas armadas siguen sacrificando numerosas vidas humanas en conflictos étnicos o en el esfuerzo de los regímenes dictatoriales por mantenerse en el poder en países como, por ejemplo, Ruanda; 5. Irak vuelve a enfrentarse a la posibilidad de un conflicto armado; 6. Los/as ciudadanos/as son víctima de conflictos armados en muchas regiones del mundo. Las organizaciones afiliadas a la IE son conscientes de que impulsar la educación para la paz, el desarme a nivel mundial es una tarea clave para conseguir la paz internacional y, por ello, recomiendan que: 7. Los sindicatos miembros y el conjunto de la IE tengan presente la deplorable historia de las guerras mundiales y masacres acaecidas en el siglo XX; 8. Se desarrollen programas de educación para la paz, el desarme y la protección del medio ambiente global, con la ayuda de UNESCO, con objeto de promover, de manera concreta, en todas las escuelas y centros de enseñanza del mundo, la educación para la paz; 9. Los sindicatos miembros de la IE averigüen si, en sus respectivos países, se proporciona educación para la paz, el desarme, así como el contenido de los correspondientes materiales pedagógicos y programas de estudio. 10. Los sindicatos miembros de la IE intercambien información sobre la educación para la paz, el desarme, así como sobre la elaboración de programas educativos basados en un funcionamiento democrático; y que la IE fomente dichos intercambios; 11. La IE apoye a los sindicatos y organizaciones civiles que desarrollan actividades en pro de la paz, el desarme. La IE también debe instar a sus sindicatos miembros para que respalden a las organizaciones nacionales dedicadas a dichas actividades; 12. La IE solicite a todos los países que poseen armas de destrucción masiva, ya sea nucleares, biológicas o químicas, que tomen las medidas oportunas para eliminarlas; 13. La IE se compromete a hacer todo lo que pueda para apoyar las actividades en pro de la paz internacional relacionadas con la educación en el campo de los derechos humanos, promoviendo al mismo tiempo la democracia. La IE debe solicitar a los países de sus sindicatos miembros que desarrollen actividades conforme a los objetivos, recomendaciones y constituciones de la UNESCO, la Carta de las Naciones Unidas, la Declaración Universal de los Derechos Humanos, la Convención sobre los Derechos del/la Niño/a y las recomendaciones relativas a la educación, para el entendimiento y la cooperación internacionales, y los derechos humanos y libertades fundamentales. Estas actividades educativas deben estar relacionadas entre otras, con el contenido de la educación y la formación, los recursos y materiales pedagógicos, la vida escolar y universitaria, la formación de los/as docentes antes y durante su carrera profesional; 14. La IE apoya el movimiento de educación para la paz basado en estos principios y propone que sus organizaciones afiliadas se integren en dicho movimiento.

Comparte esta página