Resolución sobre : la aceleración de la lucha contra el trabajo infantile en relación con los objectivos de desarrollo sostenible a partir de 2015

El 7° Congreso Mundial de la Internacional de la Educación, reunido en Ottawa, Canadá, del 21 al 26 de julio de 2015:

 

1. Recuerda la Resolución sobre el trabajo infantil adoptada por el 6° Congreso de la IE en 2011;

 

2. Reconoce que se han realizado progresos en la reducción del trabajo infantil, como se señala en el informe de la OIT-IPEC “Medir los progresos en la lucha contra el trabajo infantil – estimaciones y tendencias mundiales entre 2000 y 2012”, publicado en 2013;

 

3. Reconoce los progresos realizados en materia de Educación para Todos como se señala en el Informe de Seguimiento de la EPT en el Mundo de 2013-2014;

 

4. Reconoce la importante contribución a ambos logros de la continua labor de la IE y sus organizaciones miembro;

 

5. Reconoce, al mismo tiempo, que los progresos son todavía limitados y que aún quedan muchos obstáculos por superar;

 

6. Observa que muchos gobiernos donantes han dejado de contribuir financieramente a la educación en el marco de la cooperación para el desarrollo o han reducido drásticamente sus contribuciones;

 

7. Observa que muchos gobiernos todavía no están invirtiendo lo suficiente en educación, a pesar de los compromisos y promesas;

 

8. Observa que muchos gobiernos han firmado convenios y han adoptado leyes en favor de la educación de calidad para todos y de la erradicación del trabajo infantil, pero a menudo no imponen su cumplimiento o castigan a los que violan estas leyes;

 

9. Observa que, debido a la migración, los conflictos y los desastres naturales, decenas de miles de niños, entre ellos los niños refugiados, se ven privados de educación y que muchos de ellos se ven obligados a participar en actividades relacionadas con el trabajo infantil para sobrevivir;

 

10. Acoge con satisfacción la Declaración de Brasilia sobre el trabajo infantil (2013) de la ONU que, al dar la palabra a los participantes procedentes de los gobiernos, organizaciones de empleadores así como de trabajadores, ONG y organizaciones internacionales, compromete a todas las partes interesadas a fortalecer las acciones contra el trabajo infantil, entre las que se incluyen la promoción de iniciativas multilaterales, la lucha contra la economía sumergida, la recogida de estadísticas desagregadas sobre el trabajo infantil, el fortalecimiento de las capacidades en las zonas de conflicto y postconflicto donde la educación es problemática, y el establecimiento de un diálogo social para lograr un trabajo decente y una formación adecuada para los docentes y otro personal educativo;

 

11. Acoge con satisfacción el hecho de que, a pesar de la falta de una financiación sustancial, los sindicatos de la educación han desarrollado unos enfoques nuevos y creativos sobre el terreno para mejorar la calidad de la educación y mantener a los niños escolarizados; para ayudar a reintegrar en la escuela a los que los niños que han sido liberados de la situación del trabajo infantil y para proporcionar los conocimientos y competencias necesarios para tener acceso a empleos decentes;

 

12. Acoge con satisfacción los logros de la campaña Unámonos por una educación de calidad, que tenía por objeto convencer a los gobiernos y a las partes interesadas en el ámbito internacional a que mejoraran la calidad y la pertinencia de la educación y aumentaran también la escolarización de todos los niños;

 

13. Acoge con satisfacción la erradicación del trabajo infantil así como la garantía de una educación de calidad y de un trabajo decente para los adultos como objetivos clave de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

 

El Congreso determina que la IE debe

 

14. Revigorizar la tarea de abordar la deserción escolar y erradicar el trabajo infantil, prestando una atención particular a las líneas de actuación de la resolución de la IE de 2011 y a la aplicación y supervisión de los Objetivos de Desarrollo Sostenible relacionados con la educación y el trabajo infantil;

 

15. Seguir cooperando con el Programa Internacional para la Erradicación del Trabajo Infantil (OIT/IPEC) y con los Programas de Trabajo Decente por País (PTDT) de la OIT, y participar en la Cuarta Conferencia Mundial sobre Trabajo Infantil que se celebrará en Argentina en 2017

 

16. Seguir cooperando con otras partes interesadas relevantes;

 

17. Seguir buscando financiación para apoyar a los sindicatos de la educación en su lucha por una educación de calidad y contra el trabajo infantil;

 

18. Facilitar el intercambio de las mejores prácticas y éxitos, en particular sobre nuevos acontecimientos prometedores tales como

a. el enfoque basado en zonas que conduce a zonas libres de trabajo infantil;

b. las clases de transición o de reintegración para los niños que vuelven del trabajo a la escuela, y la inclusión de estas clases en el sistema educativo regular;

c. la formación especializada para los docentes de estas clases;

d. las nuevas funciones que están asumiendo los sindicatos para implicar a las comunidades o implicar a los socios “no tradicionales”.

 

El Congreso insta a las organizaciones miembro a:

 

19. Seguir promoviendo la educación de calidad pública e inclusiva como la mejor manera de erradicar el trabajo infantil en todas partes;

 

20. Seguir solicitando una capacitación formal y bien planificada para que los docentes y el personal de apoyo a la educación puedan acoger y respaldar la educación de los niños que están en riesgo de abandonar la escuela o que están retomando una educación después de haber sido liberados de las prácticas de trabajo infantil;

 

21. Buscar cooperación con otros sindicatos de la educación, sindicatos sectoriales y organizaciones de la sociedad civil afines, a nivel nacional e internacional, para abogar por la aplicación decisiva de la legislación

 

22. Alentar el intercambio entre sindicatos y el intercambio Sur-Sur que permite que los sindicatos de la educación puedan proporcionar apoyo, asistencia y asesoramiento a los demás; compartir las mejores prácticas, desde el trabajo diario en el aula hasta las acciones sindicales y las experiencias internacionales;

 

23. Unirse a redes y grupos de presión a fin de presionar a los empleadores y a las empresas que siguen empleando a niños, en particular a través de la cadena de suministro, privándoles de sus derechos fundamentales.

Comparte esta página