Bermudas: Reducción de los compromisos en las negociaciones previas a las elecciones

El Sindicato de Docentes de Bermudas ha condenado lo que considera una falta de respeto por parte del equipo negociador, representante de los funcionarios públicos y liderado por el gobierno, al dar un paso atrás en el acuerdo alcanzado con el sindicato en favor de una educación pública de calidad en el país.

En enero de 2017, el Sindicato de Docentes de Bermudas (BUT) inició un proceso de debate con el equipo negociador de los funcionarios públicos (PSNT) con el fin de alcanzar un acuerdo sobre la negociación colectiva. El PSNT está compuesto por tres negociadores expertos que ejercen de mediadores entre los sindicatos educativos y el gobierno.

A pesar de que el sindicato se mostró apesadumbrado por lo que entiende como una falta de preparación del PSNT, ambas partes coincidieron en los problemas sobre los subdirectores y los puestos superiores para docentes.

Subdirectores

Con respecto a los subdirectores, el ministro de educación propuso que los subdirectores de centros de educación primaria no impartan también clases y dejen de ser docentes a tiempo completo, como ocurre ahora. La situación actual impide a los subdirectores realizar sus demás tareas de forma adecuada; en ocasiones, no pueden ni llevarlas a cabo. Ambas partes se mostraron de acuerdo en la necesidad de sacar a los subdirectores de las aulas.

«Puestos superiores» para los docentes

Ambas partes manifestaron también su acuerdo en cuanto al problema de los puestos superiores para los docentes. Estos implican responsabilidades adicionales más allá de su labor docente. Dichos puestos se han ignorado durante los últimos dos años y, de hecho, tendrían que anunciarse cada tres años.

Elecciones

No obstante, las negociaciones se han suspendido por culpa de las próximas elecciones generales, que se celebrarán el 18 de julio para elegir a los miembros de la Asamblea. A modo de preparación para esta suspensión acordada de manera conjunta, el BUT solicitó dejar constancia por escrito de los acuerdos alcanzados hasta dicha fecha.

El Presidente del BUT, Shannon James, declaró que en el sindicato les habían entregado los contratos de «puestos superiores» originales, no los que habían negociado recientemente. El sindicato afirma que les dijeron que, a pesar de que el ministro de educación había aceptado «con filosofía» el acuerdo que alejaba a los subdirectores de la docencia, no estaba preparado para realizar modificaciones en los puestos actuales.

«Se fueron de la mesa de negociación y no respetaron lo acordado; además, intentaron anular la validez de los acuerdos», insistió James.

Integridad en las negociaciones

Durante las negociaciones, ambas partes iniciaron el proceso con la premisa básica de que se cumpliría la palabra dada y con el objetivo de alcanzar soluciones beneficiosas para todos los implicados», señaló James. Por otra parte, indicó que no pueden continuar si su gobierno revoca lo votado, ya que así no confían en su palabra.

Además, añadió que el BUT está estudiando cómo enfocar legamente esta situación usando los documentos y actas de las reuniones como prueba. También declaró que ahora el sindicato tiene dudas sobre la reanudación del proceso de negociación y desconfía del PSNT.

Comparte esta página