Argentina La Internacional de la Educación denuncia multimillonaria multa por paro 

Organizarse en sindicatos para luchar por mejores condiciones de trabajo y un trato digno es un derecho internacionalmente reconocido.

En Argentina, el derecho a la huelga está consagrado en la Constitución, y debe ser respetado por todos.

Por esto, la Internacional de la Educación repudia la multa de 659 millones de pesos (€20 millones) impuesta al Sindicato Unido de Trabajadores de la Educación de la Provincia de Buenos Aires, SUTEBA, tras la realización de un paro de 48 horas.

El paro fue convocado por La Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina CTERA, quien está afiliada a la Internacional de la Educación, para reclamar la resolución de los conflictos educativos y por la revocación de programas que fomentan la equidad educativa.

“La criminalización de la movilización social y del derecho de huelga es una forma de vulnerar y debilitar las voces democráticas que reclaman sus derechos”, declaró el Secretario General de la IE David Edwards.

"Instamos al gobierno a construir el diálogo social basado en las leyes vigentes, la buena fe y dejar de lado las tácticas intimidatorias” agregó.

 

La Internacional de la Educación reitera su solidaridad con CTERA y SUTEBA, que luchan a diario por una educación pública de calidad abierta a todos y todas.

Esta multa es una clara táctica del gobierno para debilitar la voz colectiva de los docentes que reclaman sus derechos y mejores condiciones para las escuelas públicas y sus estudiantes.

Estos reclamos son impostergables, en vista de la trágica muerte de dos educadores en una escuela de Buenos Aires, quienes fallecerion en una explosión debido a un escape de gas. SUTEBA había denunciado la falta de mantenimiento y los problemas de infraestructura en esta escuela y otras, pero no fueron atendidos. La vicerectora Sandra Calamano y el portero Rubén Rodríguez murieron cuando se alistaban para preparar el desayuno para los alumnos.  

Comparte esta página