Alemania: «Se retrasa una mayor inversión en la formación de los docentes»

El Sindicato de Trabajadores de la Educación y la Ciencia (GEW) y el sindicato de docentes Verband Bildung und Erziehung (VBE) se han hecho eco del prolongado «abandono» que ha sufrido la formación continua del profesorado en el debate alemán sobre una educación de calidad.

En un comunicado conjunto emitido el 10 de septiembre, el GWE y el VBE exigen una mayor inversión en formación para los docentes para que esta pueda ampliarse y mejorarse de forma cuantitativa y cualitativa. Además, la Conferencia de Ministros de Educación (KMK) y los Länder (regiones) deberían dar más importancia aI desarrollo profesional docente.

VBE: se impone una carga de trabajo elevada a los docentes sin compensarles con apoyo legislativo y formación

«La integración, la inclusión y la digitalización suponen una carga considerable para los docentes, que solo consiguen soportar si cuentan con una preparación de calidad. El compromiso y la motivación de un docente no bastan», avisó el Presidente Federal del VBE, Udo Beckmann.

Es necesario añadir esa voluntad política para que los docentes reciban por fin un apoyo suficiente. Beckmann insistió en que «no se pueden crear expectativas cada vez más altas sobre los docentes y negarles al mismo tiempo el apoyo formativo que necesitan».

La Asociación Alemana para el Fomento de la Formación Docente (DVLfB), en una evaluación exhaustiva, ha llegado a la conclusión de que la formación profesional docente está, como norma general, escasamente financiada.

GEW: debe facilitarse y planificarse adecuadamente el acceso a una formación interna del docente

Las inversiones en este ámbito se han reducido de forma significativa en los últimos años. «Para mejorar la calidad de la educación no vale con centrarse únicamente en la nueva generación de estudiantes del sector educativo y en su formación inicial mientras se ignora al personal docente que ya está trabajando en los centros escolares», destacó Ilka Hoffman, miembro del consejo del GEW y responsable de política escolar.

«Hay muy poco apoyo mediante formación interna específica», señaló. Además, recordó que se necesita contar con un número fijo de días para formación interna.

Según la evaluación de la DVLfB, la formación profesional continua de los docentes no está correctamente adaptada a los desafíos a los que se enfrentan actualmente los centros escolares. Falta disponibilidad, formatos de formación sostenibles, estructuras y personal.

Beckmann dejó claro que la planificación de la formación profesional también debe cambiar: «Cuando un centro escolar tiene a todos sus docentes dedicados al aula, las sesiones de formación se deben planificar adecuadamente. Se tienen que realizar las modificaciones necesarias para garantizar que todos los docentes puedan acceder a su formación, de modo que las planificaciones y horarios permitan la participación».

Recomendaciones para mejorar la formación docente

El VBE y el GEW respaldan las medidas recomendadas por la DVLfB que exigen a la conferencia nacional (KMK) y a los ministros de educación que:

• Consigan transparencia y permitan comparar los programas de formación docente a través de informes frecuentes que cumplan con criterios claramente definidos;

• Lleven a cabo acciones de cooperación entre distintas regiones, por ejemplo, para desarrollar formatos sostenibles y procedimientos de evaluación pertinentes;

• Registren sistemáticamente las necesidades formativas a través de cuestionarios específicos para el personal docente y del uso de los datos existentes, como planes formativos escolares, o de los resultados de inspecciones a centros docentes;

• Adopten medidas para mejorar la calidad; y

• Frenen la reducción de recursos y alineen los recursos con el desarrollo de gasto del sistema escolar estatal.

Comparte esta página