En la Jornada Mundial de los Docentes, un nuevo informe subraya la necesidad de meojrar urgentemente la educación

Un informe publicado por la Internacional de la Educacióncon ocasión de la Jornada Mundial de los Docentes (5 de octubre) pone de relieve las cuestiones de la escasez de docentes cualificados y de las malas condiciones de trabajo de los profesionales de la educación a nivel mundial.

El Día Mundial de los Docentes centra este año su atención en el problema de la escasez de docentes cualificados en el mundo. El hecho de que más de 263 millones de niños/as y jóvenes de todo el mundo no estén escolarizados acentúa la urgencia de esta cuestión. Nada menos que 617 millones de niños y adolescentes –cerca del 60% a nivel mundial– no han adquirido las competencias básicas en materia de lectura, escritura y aritmética. 

Esta cuestión fundamental también se ha puesto de relieve en un novedoso informe titulado Situación de los docentes y la profesión docente en el mundo. El informe revela retos habituales a los que se enfrentan los docentes de todo el mundo, como por ejemplo malas condiciones de trabajo, contratos precarios, herramientas didácticas inadecuadas y un nivel de estrés considerable. Todas estas cuestiones contribuyen a que la profesión docente resulte poco atractiva para los jóvenes, además de provocar desgaste, dos factores sumamente problemáticos en estos tiempos en los que urge abordar la cuestión de la escasez mundial de docentes cualificados para poder alcanzar el Objetivo de Desarrollo Sostenible 4 de las Naciones Unidas.

El estudio, redactado por la ctedrática Nelly P. Stromquist de la Universidad de Maryland, se basa en los resultados de una encuesta que recaba las opiniones de 140 organizaciones de docentes afiliadas a la IE, abarcando todo el espectro educativo, desde la educación de la primera infancia hasta la enseñanza superior

La IE considera que los temas relativos a las cifras mundiales de niños/as no escolarizados y a los bajos niveles de alfabetización y de conocimientos de aritmética, solo pueden abordarse con docentes cualificados que tengan acceso a un desarrollo profesional y de la capacidad de liderazgo continuo (DPLC), en consonancia con el eslogan del Día Mundial de los Docentes de este año: “El derecho a la educación implica el derecho a docentes cualificados”.

El nuevo informe de la IE pone de relieve la urgente necesidad de lograr mejoras en el ámbito del DPLC solo uno de cada tres docentes (el 30%) señalan tener acceso a un DPLC, mientras que el 77% considera que el DPLC del que disponen es de mala calidad y escaso valor. Los encuestados y encuestadas manifestaron necesitar apoyo, especialmente en lo que respecta a la enseñanza a estudiantes con necesidades especiales así como al desarrollo de sus competencias en materia de TIC y formación sobre género y sexualidad.

El estudio también pone de manifiesto el aumento de las desigualdades en el ámbito educativo, lo cual reproduce y genera desigualdades en la sociedad. Más de tres cuartas partes (el 79%) de los sindicatos africanos han señalado que los docentes tienen que recorrer grandes distancias para cobrar su salario; casi dos tercios (el 64%) disponen de una vivienda inadecuada y carecen de acceso a letrinas y al agua en las escuelas. Estas condiciones afectan negativamente a todas las personas de la comunidad educativa, pero tienen una repercusión aún mayor en las mujeres. La carga de trabajo sigue aumentando, y cuatro de cada diez mujeres docentes de Japón (el 41%) manifestaron que su entorno laboral ha repercutido negativamente en sus experiencias con el embarazo y el parto.

El informe de la IE “es una llamada de atención a los gobiernos”, ha expresado su Secretario General, David Edwards. “Si bien existe un reconocimiento cada vez más generalizado de que la educación es esencial, los gobiernos tienen que respetar sus promesas en materia de financiación”. Edwards recalcó que el crecimiento de la privatización en el sector educativo, y sus inicuos efectos, son fuente de constante preocupación el 90% de los sindicatos señalaron un aumento en la privatización de la educación, y casi la mitad de los padres tienen que cubrir plena o parcialmente los gastos de la educación de sus hijos.

El 4 de octubre tuvo lugar un seminario en línea en el que David Edwards y la vicesecretaria general de la IE Haldis Holst presentaron los resultados del estudio. Pueden consultar el video aquí.

El informe completo está disponible aquí

 

Comparte esta página