• Página principal
  • News
  • Reino Unido: ‘Se necesita protección extra para el ‘valiente’ personal educativo en las escuelas abiertas durante la crisis del COVID-19

Reino Unido: ‘Se necesita protección extra para el ‘valiente’ personal educativo en las escuelas abiertas durante la crisis del COVID-19

El National Education Union insta al Gobierno británico a desplegar medidas para proteger a los estudiantes y al personal educativo en los centros escolares que permanecen abiertos para los hijos de trabajadores situados en primera línea.

El sindicato de docentes National Education Union (NEU) ha destacado la valerosa labor desempeñada por el personal en aquellos centros escolares que permanecen abiertos. El llamamiento se produce cuando los casos de afectados por la enfermedad del Coronavirus 2019 (COVID-19) se incrementan en todo el Reino Unido.
 
“En menos de tres semanas, si seguimos la trayectoria actual en nuestro país, estaremos en una situación similar a la de Italia”, comentó Mary Bousted, secretaria general adjunta del NEU. “Nuestra prioridad en tanto que sindicato son nuestros miembros y los niños y jóvenes con los que trabajan. Nos preocupa que las recomendaciones del Gobierno para las escuelas no sean de momento suficientemente firmes. Tenemos que tomar la iniciativa si queremos frenar la transmisión y aplanar la curva”. 
 
Medidas bien encaminadas 
El NEU reclama medidas urgentes para garantizar la seguridad de los estudiantes y del personal. Tales medidas incluirían:  
  • Realizar tests a todo el personal educativo 
  • Ninguna persona perteneciente a un grupo de alto riesgo debería asistir a la escuela o el colegio 
  • Introducir turnos para aquellos que deban seguir acudiendo a su lugar de trabajo 
  • Los centros escolares que sigan abiertos deberían disponer de tests de COVID-19. Teniendo en cuenta que muchos de los padres pertenecen al grupo de trabajadores clave, se requiere un amplio esfuerzo para garantizar que todas las escuelas tengan acceso a dichos tests. 
  • Aplicar los protocolos gubernamentales de distanciamiento social y lavado frecuente de las manos entre los niños, para garantizar la seguridad. El riesgo para la mayoría de los niños no es importante, pero pueden ser portadores del virus, por lo que intensificar las medidas de limpieza y minimizar la exposición ha de convertirse en la norma en todas aquellas escuelas que tengan que permanecer abiertas. 
Valiente labor 
“Estamos en contacto directo con el Ministerio de Educación para asegurarnos de que se tomen medidas respecto a todos estos puntos”, añadió Bousted. “Si queremos ayudar a la comunidad, como es nuestro deber, necesitamos que el Gobierno nos garantice máxima protección. Nuestros miembros están realizando una labor tremendamente valiente ahora mismo. Y al igual que el personal sanitario del NHS [National Health Service], están asumiendo un riesgo considerable. Tenemos una responsabilidad moral hacia ellos”.