Coraje y determinación

Pocos días después, en su funeral, se encontraba en un rincón de la sala un buen amigo de Steve: el dirigente de los docentes etíopes Gemoraw Kassa. Steve había apoyado a Gemoraw en tiempos muy difíciles. Al enterarse del fallecimiento de Steve, Gemoraw hizo enseguida las gestiones necesarias para viajar hasta aquí. La familia de Steve quería que él estuviese allí, pero no fue necesario pedírselo. Vino por el profundo respeto que sentía por un hombre que, detrás de su prominencia en la política británica, había luchado fervientemente por la educación y por la justicia para los docentes de todo el mundo.

Aquel día Gemoraw tenía un aire solitario y afligido, pero infundió no obstante la idea de que el impulso que Steve había logrado en la campaña mundial para el logro de los Objetivos de Desarrollo del Milenio de las Naciones Unidas no podía terminar ahí, con su trágica y prematura muerte. Hablé con el miembro de la ejecutiva nacional del NUT, Jerry Glazier y con la sucesora de Steve, Christine Blower, y, junto con Mary, la esposa de Steve, antes de que terminara 2008 ya habíamos avanzado considerablemente en el largo proceso del establecimiento de la Fundación Steve Sinnott en tanto que organización benéfica británica comprometida con la promoción de los ODM.

Nuestro objetivo desde el principio era ser, y hacer, algo diferente en torno a las creencias y valores de Steve. Él creía en el valor y la determinación de los jóvenes motivados. Recuerdo cuando regresaba de sus viajes por África, el sur asiático y Oriente Medio rebosante de emoción a raíz de los encuentros que había mantenido con docentes y jóvenes. Estaba al mismo tiempo encantado y emocionado por el hecho de que los jóvenes le preguntaran: “Sr. Steve, ¿es verdad que en su país hay niños que no quieren ir a la escuela?” Su entusiasmo por conocer y aprender era tal, que sencillamente no podían concebir la idea de absentismo escolar. Eso era lo que le entusiasmaba a Steve – él mismo docente hasta la médula. Hablaba con enorme admiración de los docentes que conseguían cosas prácticamente imposibles en unas circunstancias difíciles siquiera de imaginar para nosotros en el Reino Unido.

Steve también creía en la comunidad. Su compromiso como sindicalista era un compromiso con el principio más básico de la ideología sindicalista: el concepto de “trabajar juntos”, en virtud del cual la gente abandona el individualismo egoísta para trabajar unidos por una causa común, con un propósito común. Adoptó como lema para su propia campaña: “Trabajar juntos, ganar juntos”. Y no crean que tuvo que rebuscarlo cual frase de propaganda electoral: se le ocurrió de forma espontánea. Insistió en clausurar las Conferencias del NUT que él dirigiera, con el memorable tema de Canned Heat “Let’s Work Together” (“Trabajemos juntos”) y sus motivadoras palabras:

Todos los niños, niñas, mujeres y hombres,
venga, ahora, todos ustedes,
caminen de la mano.
Hagamos de este mundo
un buen lugar para estar.

En un primer momento, el millar de delegados de la conferencia se apartaban abochornados, pero el entusiasmo incontenible de Steve terminaba por contagiarles e incitarles a cantar a coro.

Con estos valores y la reputación de Steve podíamos hacer algo distinto. Hay muchas organizaciones benéficas internacionales que están haciendo una labor extraordinaria para apoyar y progresar en el ámbito de los ODM. Pero a menos que se nos ocurriera algo distinto, todo lo que podíamos hacer era aportar donativos que se hicieran en nombre de Steve por su estupendo trabajo. Nosotros estábamos convencidos de que podíamos hacer más que eso. Que podíamos llegar a los docentes, educadores, estudiantes y alumnos del Reino Unido y de todo el mundo para sensibilizarles sobre el significado de los Objetivos de Desarrollo de Milenio (ODM) y sobre su función, y generar de este modo un mayor impulso para su consecución.

Además de la importancia que Steve daba al trabajar juntos, también tenía muy presente el respeto – el respeto por la humanidad de cada persona. Nos negábamos a considerar lo que nos proponíamos hacer como una condescendencia a la beneficiencia occidental. Aunque puede haber pobreza de riqueza material que niega la educación a los niños, la cultura y la tradición son sumamente valiosas. Los ODM deben servir para proporcionar educación como un medio de escape a la pobreza, valorando y preservando al mismo tiempo lo mejor de la cultura de las personas que pueden encontrar nuevas libertades a través del conocimiento y el aprendizaje. Para Steve y para nosotros, el enfoque se resume en el título de la campaña de coalición del Reino Unido como parte de la Campaña Mundial por la Educación, “Envíen a mi amigo a la escuela”. Siempre tiene que ver con “amigos”, otros niños y jóvenes con sus propias canciones, su propia música, sus propios relatos y su propia historia para compartir y fascinar. La Fundación Steve Sinnott se ha constituido, como debe ser, como una organización benéfica en virtud de la legislación británica, pero la educación no puede ser en ningún momento una obra de caridad: es un tesoro que debe compartirse entre amigos.

En mayo de 2009, pusimos en marcha la Fundación Steve Sinnott en la sede del NUT en Londres. En octubre hicimos lo mismo en la sede de la Asociación de Educación Nacional en Washington DC. En 1 de diciembre de 2009 completamos el programa de lanzamiento de la Fundación en un evento celebrado en los edificios del Parlamento británico, al que asistieron destacados políticos del Reino Unido, entre ellos el Secretario de Estado para la Educación y su sucesor, el actual Secretario de Estado. Su asistencia demostró todo lo que habíamos podido esperar: que el respeto por la reputación de Steve nos aportaría la credibilidad que necesitábamos para hacer que las cosas cambien. El 1 de enero de 2010 abrimos una oficina en Watford, Inglaterra, y nos pusimos manos a la obra.

Establecimos una comunidad mundial en línea en el sitio web www.stevesinnottfoundation.org.uk, con la intención de proporcionar oportunidades a líderes de pequeños proyectos educativos entusiastas, dar a conocer su trabajo a escala mundial y compartir sus inquietudes e ideas. El sitio web dispone ahora de información sobre más de 350 proyectos de este tipo. La comunidad cuenta con más de 2.300 miembros y el sitio ha recibido ya más de 200.000 visitas.

Estamos publicando también una revista, ENGAGE, que va por su octavo número, en la cual se incluye un amplio abanico de artículos relacionados con cuestiones de los ODM para 2015 y más allá, de niños, docentes, dirigentes de proyectos, reconocidos académicos, políticos destacados (incluyendo el ex Primer Ministro británico y actualmente Enviado Especial de la ONU para la Educación, Gordon Brown), y de líderes de campañas de fama mundial, entre ellos Sir Bob Geldof.

Estamos brindando apoyo directo a un proyecto de construcción de escuelas en Nepal y a un programa de desarrollo de docentes en Sierra Leona. Estamos intentando recaudar apoyo directo para un proyecto de bibliotecas en Tanzania, y estamos llevando a cabo un próspero programa de asociaciones escolares.

Mantenemos evidentemente, por razones obvias, una estrecha relación con el Sindicato Nacional de Docentes de Inglaterra y Gales, y es mucho lo que le debemos a la central sindical y a sus asociaciones y divisiones locales por todo el apoyo que nos han brindado, incluyendo el tan necesario apoyo material que nos permite funcionar y crecer. Somos, no obstante, una organización independiente y tenemos nuestros propios procesos de toma de decisiones. Contamos con un apoyo fuerte y sumamente valioso por parte de la Asociación de Docentes de Ulster y de la Asociación de Docentes y Profesores Universitarios del Reino Unido, y estamos desarrollando vínculos con otras organizaciones de docentes en el Reino Unido y en otros países, así como con la Internacional de la Educación.

Para conseguir el impacto que deseamos, tenemos que crecer tanto en tamaño como en influencia. En diciembre de este año se nos unió nuestro segundo empleado, el coordinador de recaudación de fondos, Nick Evans. Nick ya está metido de lleno en el trabajo de obtener apoyo para el desarrollo de nuestra labor a través de un amplio espectro de posibles simpatizantes y patrocinadores.

Así que pasemos ahora a nuestro programa más atrevido hasta la fecha: en enero de 2013 llevamos a cabo el proyecto piloto de una Jornada de Educación para Todos en más de 50 escuelas británicas, en la que participaron docentes y que logró llegar a los estudiantes. La Jornada EPT consiste en un día, más bien hacia finales de curso, dedicado a actividades curriculares y otros tipos de actividades escolares centradas en el logro de una educación de calidad universal. Proporcionamos para dicha jornada materiales didácticos preparados por nuestro equipo de consultores de educación, y alentamos a las escuelas participantes a ponerse en contacto entre ellas, a unirse a nuestro programa internacional de asociaciones escolares y a utilizar la Jornada EPT como plataforma para llevar a cabo actividades en curso en cada una de las escuelas.

Respaldada por la empresa británica Teachers Assurance y su organización benéfica asociada, la Teachers Group Educational Trust, la Jornada EPT 2013 fue un gran éxito que podría resumirse en las palabras de una directora y docente de escuela primaria que nos dio las gracias por ayudar a que sus jóvenes alumnos se convirtieran en “ciudadanos del mundo”. La jornada estuvo seguida por dos conferencias organizadas por estudiantes que participaron en la Jornada EPT y por nuestra propia conferencia de escuelas participantes en Londres. Ahora estamos preparándonos para un evento de mayor calibre que tendrá lugar en junio de 2014, y anticipamos entusiasmados la celebración en 2015 de un evento de dimensión nacional en el Reino Unido. También nos ha contactado el director de la Campaña Mundial por la Educación estadounidense, con una propuesta para organizar una Jornada EPT en EE.UU.

Los lectores de este artículo que estén interesados en apoyar, patrocinar o participar en la Jornada EPT o en ayudarlos a desarrollar otras actividades, sírvanse ponerse en contacto con nuestra Directora de Proyectos, Jasmine Jones, en la dirección jasmine.jones@stevesinnottfoundation.org.uk.

Cuando en 2007 Steve dio la prestigiosa conferencia Hugh Gaitskell en la Universidad de Nottingham, habló de “el poder liberador de la educación”. Siempre solía referirse a la educación como “la gran liberadora”. Esta es la recompensa que nos ha ofrecido a todos al unirse al esfuerzo para lograr los Objetivos de Desarrollo del Milenio para la educación: trabajar juntos y ganar juntos. 

Comparte esta página

Perfiles de países