Ei-iE

Corea: 700 escuelas cierran debido a un virus respiratorio que se está propagando por todo el país

publicado 8 junio 2015 actualizado 10 junio 2015

Cientos de escuelas de Corea del Sur han cerrado sus puertas al tiempo que las autoridades públicas tratan a duras penas de apaciguar el creciente pánico que se ha desatado a raíz de un brote de virus de síndrome respiratorio de Oriente Medio.

Más de 700 centros escolares, tanto guarderías como institutos, han cerrado sus puertas en respuesta a los temores de la población por lo que se ha convertido en el mayor brote de síndrome respiratorio por coronavirus de Oriente Medio (MERS, por sus siglas en inglés) fuera de Arabia Saudita, donde se detectó por primera vez la enfermedad en 2012. Treinta cinco personas han resultado infectadas por el MERS, tres han muerto y miles no han tenido más remedio que anular sus viajes.

Creciente preocupación pública

En Seúl, la capital de Corea, la creciente preocupación pública se ha visto reflejada en el aumento diario de transeúntes que utilizan máscaras faciales. La ansiedad se ha extendido más allá de las fronteras del país, y la organización del turismo en Corea ha señalado que cerca de 7.000 turistas, procedentes en su mayoría de China y Taiwán, han cancelado viajes en grupo que tenían previsto realizar a Corea del Sur.

Más de 1.600 personas han sido puestas en cuarentena en Corea, según informan las autoridades. Aproximadamente 160 de estas personas han tenido que ser trasladadas a centros médicos estatales donde permanecen aisladas, pero a la mayoría se les ha recomendado quedarse en casa y limitar rigurosamente el contacto con otras personas.

Críticas a la respuesta de la administración presidencial

La Administración de la Presidenta Park Geun-Hye, y los funcionarios de la salud pública en general, han sido criticados por responder con demasiada lentitud al brote inicial de virus, y por su respuesta después de que una persona infectada fuera a jugar al golf y otra viajara en avión a China.

En una reunión de emergencia celebrada el 3 de junio con diversos funcionarios de la salud pública, Park instó a que se hiciera “todo lo posible” para frenar la propagación del virus y calmar los temores de la población.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) dice que había anticipado un mayor número de infecciones en Corea del Sur, y ha insistido en que no hay pruebas que demuestren la existencia de una transmisión persistente en el seno de la comunidad. Según la OMS, la tasa de mortalidad asociada al virus es del 27%.

El MERS provoca fiebre, problemas respiratorios, neumonía e insuficiencia renal. Ha infectado a un total de 1.167 personas en todo el mundo y ha provocado 479 muertes, según datos del Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades. Más de 20 países se han visto afectados por el MERS, y la mayoría de los casos han sido detectados en Arabia Saudita.