Ei-iE

Más preparación para una sociedad mejor, señala la OCDE

publicado 10 octubre 2013 actualizado 14 octubre 2013

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) ha publicado su informe Skills Outlook 2013. En él hace hincapié en que para luchar contra el desempleo y mejorar el bienestar es fundamental incrementar las capacidades de los ciudadanos.

Según el primer estudio de la OCDE sobre Capacidades de Adultos, publicado el 8 de octubre, las personas poco formadas tienen más probabilidades de no encontrar trabajo, peores condiciones de salud y salarios mucho más bajos. Los países con brechas más pronunciadas en las distintas competencias también tienen índices más altos de desigualdad salarial.

El estudio evaluó las capacidades de los adultos entre 16 y 65 años en 24 países y cómo se aplica la lectura, las matemáticas y la resolución de problemas en el trabajo. El informe proporciona una prueba evidente de que desarrollar y poner en práctica las competencias mejora las perspectivas laborales y la calidad de vida, además de fomentar el crecimiento económico. Asimismo, el estudio ayuda a los países a establecer objetivos significativos comparados con los logros de otros sistemas de competencias de referencia mundial y a desarrollar soluciones políticas relevantes.

"Hoy se quedan atrás demasiadas personas", dijo el Secretario General de la OCDE, Angel Gurría "Con una educación y un sistema de aprendizaje a lo largo de la vida efectivos, todos podrían desarrollar su pleno potencial. Los beneficios son evidentes, no sólo para las personas, también para las sociedades y para la economía".

El estudio sostiene que una educación inicial de alta calidad es un indicador importante de éxito en la vida adulta. Pero los países deben combinarla con oportunidades de aprendizaje a lo largo de la vida flexibles y orientadas a las distintas capacidades, especialmente para los adultos en edad laboral.

Los resultados revelan los retos a los que se enfrentan algunas de las economías más importantes a la hora de mejorar sus niveles de competencias. En lo que respecta a la lectura, más de uno de cada cinco adultos de Italia (el 27,7%), España (el 27,5%) y Francia (el 21,6%) apenas alcanzan o se encuentran por debajo del nivel más básico, comparado con uno de cada veinte japoneses (el 4,9%) y uno de cada diez finlandeses (el 10,6%).

El estudio también destaca la persistencia de la "brecha digital" y menciona que millones de personas no tienen competencias informáticas tan sencillas como el manejo de un ratón. Es el caso de casi uno de cada cuatro adultos de Italia, Corea, Polonia, Eslovaquia y España, frente a uno de cada catorce adultos en los Países Bajos, Noruega y Suecia.

Con ocasión de la publicación del estudio, el Director Adjunto de la OCDE para Educación y Competencias, Andreas Schleicher, dio una presentación durante la cual se centró principalmente en los resultados del Reino Unido comparados con otros países.

Los puntos claves que destacó fueron:

·         Un bajo nivel de transparencia en el Reino Unido comparado con otros países. Los empleadores no tienen claro lo que significan las puntuaciones;

·         Decir que tenemos demasiados titulados es una exageración. En realidad, en el Reino Unido, al igual que en la mayoría de países, el nivel de inadecuación de las capacidades es bajo y el índice de sobrecapacitación no es tan alto; como en tantos otros países, la prima por ser titulado se mantiene sin problemas;

·         El salario se corresponde de forma más cercana con las competencias (más que con las cualificaciones) en el Reino Unido que en muchos otros países – la OCDE lo considera una prueba de buen uso de las competencias;

·         El incremento de trabajadores del conocimiento no ha provocado un descenso en sus salarios; la distribución de capacidades sigue lejos de estar clara; y muchas competencias y salarios están cayendo a los escalones más bajos de la distribución de competencias;

·         Las asociaciones de sindicatos y empleadores conforman gran parte del éxito de algunos sistemas, por ejemplo, en los países nórdicos, Alemania, Corea, Japón, etc.

·         La sobrecapacitación es mucho menos predominante que la sobrecualificación.

·         En los últimos años, el Reino Unido está experimentando un deterioro de sus niveles de capacitación. Otros países son mejores en lo que respecta a frenar el declive hacia la decadencia, o a seguir usando las capacidades para evitar perderlas;

·         Las matemáticas son el único mejor indicador de prosperidad económica;

·         Un punto positivo para el Reino Unido es la calidad de su educación de primera infancia y su sistema de enseñanza primaria. El Reino Unido empieza a caer puestos de forma más clara a partir de los 13 años, especialmente en las aptitudes profesionales.

·         El país necesita un sistema mejor para apoyar a los empleadores (y los sindicatos) a la hora de ejercer una mayor influencia en las capacidades. Por el momento, el gobierno y las universidades parecen dirigir la situación;

·         Durante la última década, la mayoría de los otros países realizaron un progreso mucho mayor en la mejora del nivel medio de aptitudes entre su población, mientras que el Reino Unido apenas experimentó dicho progreso.

·         En lo que respecta a las aptitudes de TIC, prácticamente no hay diferencia entre los jóvenes y las personas de mediana edad;

·         A pesar de la aparente mejora en los resultados escolares, el nivel de aptitudes reales en el Reino Unido no ha aumentado mucho, un dato que pone en tela de juicio la validez de las cualificaciones en el país.

"Para la IE, es importante que la educación de calidad ofrezca herramientas a los ciudadanos que les permita ser adaptables y flexibles de tal modo que puedan realizar cualquier actividad y cualquier trabajo que deseen", dijo el Secretario de la IE, Fred van Leeuwen. "Pero sobre todo queremos docentes formados que eduquen a los estudiantes para que aprendan a pensar y se conviertan en ciudadanos comprometidos con sus comunidades. Después de todo, ellos son el futuro del mundo y los que garantizarán una sociedad sana y sostenible".

También destacó que el diálogo social tiene como resultado una educación de mejor calidad y es positivo para la sociedad en general.

Pinche aquí para obtener más información sobre el informe Skills Outlook 2013 de la OCDE.