Ei-iE

Reafirmar el derecho de los pueblos indígenas a una educación de calidad

publicado 9 agosto 2016 actualizado 12 agosto 2016

Con ocasión del Día Internacional de los Pueblos Indígenas del Mundo 2016, la Internacional de la Educación reitera que la educación debe estar a disposición de todos sin discriminación, ser accesible, estar financiada con fondos públicos y ser gratuita.

“La Internacional de la Educación (IE) presenta sus respetos a todos los pueblos indígenas, en particular a los docentes, al personal de apoyo y a los estudiantes, y acoge con satisfacción que el tema de este año se centre en el derecho de los pueblos indígenas a una educación de calidad”, declaró el Secretario General de la IE Fred van Leeuwen el 9 de agosto, Día Internacional de los Pueblos Indígenas del Mundo.

Van Leeuwen hizo hincapié en que todas las personas tienen derecho a una educación, “independientemente de dónde vivan y del idioma que hablen”, añadiendo que “la educación debe estar a disposición de todos sin discriminación, y que tiene que ser accesible, estar financiada con fondos públicos y ser gratuita”.

El derecho de los pueblos indígenas a una educación – precisó – significa el acceso a una educación de calidad que les permita tomar decisiones decentes y adecuadas, ofreciendo a los niños y jóvenes indígenas una educación que les ayude a desarrollar su potencial y a respetar su cultura.

La educación es también fundamental para poder gozar plenamente de otros derechos humanos, insistió: el derecho al trabajo, los derechos de las mujeres y jóvenes indígenas, el derecho a la salud, el derecho al agua, el derecho a derechos colectivos, el derecho al consentimiento libre, previo e informado, el derecho a la autodeterminación, a sus tierras, territorios y recursos, y el derecho al desarrollo.

IE: la implementación de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible es crucial

El Día Internacional de los Pueblos Indígenas del Mundo 2016 es el primer acontecimiento de este tipo que tiene lugar tras la adopción de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, en la cual el Objetivo 4 solicita garantizar el acceso en condiciones de igualdad a todos los niveles de educación y formación profesional para las personas vulnerables, incluidas aquellas con discapacidad, los pueblos indígenas y los niños en situaciones de vulnerabilidad.

La IE considera que la implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) es una oportunidad para avanzar en el ámbito de los derechos de los pueblos indígenas. Para ello se requiere tomar conciencia de la necesidad de un enfoque basado en los derechos humanos para el desarrollo: los derechos colectivos de los pueblos indígenas – a sus tierras, territorios y recursos – no han sido reconocidos, y es preciso hacer hincapié en el consentimiento libre, previo e informado, tal y como figura en la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, los resultados de la Conferencia Mundial sobre los Pueblos Indígenas, el Convenio núm. 169 sobre pueblos indígenas y tribales, de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer.

Protección del derecho a la educación por medio de las normas internacionales

Las normas internacionales sobre derechos humanos protegen los derechos de los pueblos indígenas a una cultura y un idioma, tal como figura en el artículo 27 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos- “En los Estados en que existan minorías […] no se negará a las personas que pertenezcan a dichas minorías el derecho […] a tener su propia vida cultural[…] y a emplear su propio idioma – y el artículo 29 de la Convención sobre los Derechos del Niño– coincidiendo en que la educación del niño deberá inculcarle en particular el respeto de sus padres, de su propia identidad cultural, de su idioma y de sus valores.

La Internacional de la Educación valora a los docentes y al personal de apoyo, ya sean indígenas o no, manteniendo el respeto por los conocimientos y el patrimonio de los indígenas en el seno de las instituciones educativas, y estableciendo una relación con los estudiantes indígenas y con los estudiantes no indígenas. La IE cree que es imposible separar los idiomas de los indígenas de la identidad, la manera de vivir y los conocimientos de los pueblos indígenas.

UNESCO: demasiadas personas ven denegado el pleno derecho a una educación de calidad

Irina Bokova, Directora General de la UNESCO, dijo en su mensaje con ocasión de este Día Internacional: “Rendimos homenaje a los 370 millones de habitantes indígenas que hay en el mundo, y reafirmamos la determinación de la UNESCO a salvaguardar y promover sus identidades, idiomas y sistemas de conocimientos”.

Reconociendo que los pueblos indígenas son los “guardianes de una rica diversidad cultural”, y portadores de “una sabiduría única de modo de vida sostenible y de respecto por la biodiversidad”, y que propiciar y aprovechar este potencial requiere una educación de calidad inclusiva y equitativa para todos, Bokova condenó al mismo tiempo el hecho de que demasiados pueblos indígenas sigan viendo denegado el pleno derecho a una educación de calidad.

Los niños de los pueblos indígenas tienen menos probabilidades de ser escolarizados y más probabilidades de tener un rendimiento inferior al de los niños no indígenas, lamentó Bokova. Vinculada a barreras socioeconómicas y culturales, esta marginación genera a menudo un “círculo vicioso de desventajas” y “esta brecha moral y de desarrollo socava la humanidad en su conjunto”, subrayó.

OIT: el trabajo decente como vector de justicia económica y social para los pueblos indígenas y tribales

El Director General de la OIT, Guy Ryder dijo: “Para superar los desafíos que nos esperan, debemos actuar todos juntos construyendo puentes y reforzando las alianzas de colaboración, garantizando la igualdad de acceso a la educación y, lo que es más importante, empoderando a los pueblos indígenas y tribales a través del trabajo decente." El acceso al trabajo decente, dijo, significa que millones de mujeres y hombres indígenas de todo el mundo se convertirán en agentes del cambio, no sólo para asegurar sus propios medios de vida y cubrir sus necesidades, sino también para preservar sus recursos naturales.

En este día, dijo van Leeuwen, la IE invita a todas las organizaciones miembros a respaldar y promover la Declaración de Coolangatta sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas a la Educación, aprobada en la Conferencia Mundial de los Pueblos Indígenas sobre la Educación celebrada en 1999 en Hilo (Hawai, EE.UU.). Esta Declaración “representa la voz colectiva de los pueblos indígenas de todo el mundo”, y “establece los principios fundamentales indispensables para el logro de la reforma y la transformación de los pueblos indígenas”.