Ei-iE

Honduras: OIT enviara misión de observación de los derechos sindicales

publicado 10 junio 2013 actualizado 14 junio 2013

El Gobierno de Honduras, siguiendo una recomendación del Grupo de trabajadores de la OIT, apoyada por los empleadores, ha aceptado una misión de contactos directos de la Organización Internacional del Trabajo (OIT). Honduras ha sido el primer país examinado este año por la Comisión de Aplicación de Normas de la OIT, por reiteradas y graves violaciones de los derechos sindicales.

“Hemos trabajado como equipo y desde el gobierno saben que hoy hemos marcado un gol”, declaró en Ginebra Julia Ondina Ortiz, de la Federación de Organizaciones Magisteriales de Honduras (FOMH). La misión de contactos directos tiene como cometido examinar la aplicación del Convenio 98 de la OIT sobre el derecho de sindicación y de negociación colectiva, emitir recomendaciones al gobierno e informar a la comisión.

EI secretario general de la IE, Fred Van Leeuwen, se alegró del resultado. En su visita a Honduras en abril de este año, manifestó el pleno compromiso de la IE con los sindicatos en su esfuerzo por buscar el diálogo con el gobierno.

“Mantendremos nuestro apoyo a las afiliadas hondureñas a lo largo de la preparación de la misión de contactos directos”, prometió.

“También instamos al gobierno a cumplir el compromiso contraído hoy con la comunidad internacional de reformar el Código Laboral y permitir, entre otros temas importantes, la negociación colectiva en el sector público. Lo primero sería retirar los expedientes de despido a los dirigentes de los sindicatos de la educación y reincorporar a los sindicalistas despedidos el año pasado”.

Los cuatro sindicatos hondureños de la educación afiliados a la IE mandaron una fuerte delegación a la Conferencia de Ginebra. Julia Ondina Ortiz proporcionó a la comisión de la OIT información detallada sobre la situación extremadamente difícil en la que se encontraban los sindicatos de la educación en Honduras.

El éxito cosechado se labró trabajando estrechamente con las centrales sindicales nacionales. También se mostraron a favor de la misión de contactos directos Brasil, México, Nicaragua, Panamá y Estados Unidos.

Por otra parte, la FOMH y la IE han denunciado al Gobierno de Honduras ante el Comité de Libertad Sindical de la OIT.

Asimismo, la central sindical nacional de Estados Unidos, American Federation of Labor and Congress of Industrial Organizations(AFL-CIO), ha interpuesto una denuncia a través de los mecanismos del Tratado de Libre Comercio Centroamérica-Estados Unidos (CAFTA por sus siglas en inglés), por vulneración de los derechos sindicales en las Zonas de procesamiento de exportaciones.

En su declaración a la OIT, Ondina Ortiz criticó enérgicamente al gobierno. Mencionó al millar largo de docentes despedidos en 2012 por haber asistido a reuniones sindicales, a los que había que sumar el medio centenar de profesionales amenazados de despido en 2013 por idénticos motivos.

El Ministerio de Educación, además de denegarles a los responsables elegidos la renovación del permiso sindical, despidió a 20 dirigentes por haberse negado a reincorporarse al trabajo por cuestiones de principio.

En marzo de 2012, se suspendió el carácter contributivo de las cuotas sindicales. No sólo eso, sino que el gobierno exige, además, que los sindicatos entreguen informes de actividad y financieros, lo cual constituye una intromisión directa en los asuntos internos de las organizaciones sindicales.

El estatuto del docente no se está respetando y el gobierno ha congelado los salarios del profesorado y proclamado la ilegalidad de todas las huelgas. Y todo ello sin olvidar las repetidas campañas contra los dirigentes sindicales, tachados por las autoridades de mafiosos, delincuentes comunes y corruptos.

Ondina Ortiz recordó la trágica muerte de Ilse Ivania Velásquez Rodríguez en marzo de 2011, víctima de la violencia policial ejercida durante un acto sindical pacífico. Sin medidas concretas de la OIT, teme la repetición de esa tragedia.