Ei-iE

Los libros de texto deben allanar el camino hacia el desarrollo sostenible

publicado 16 diciembre 2016 actualizado 3 enero 2017

Un nuevo documento de políticas insta a los gobiernos a que revisen urgentemente el contenido de sus libros de texto para que estén en consonancia con los valores fundamentales de la nueva Agenda de Desarrollo Sostenible de la ONU.

Los gobiernos deben con carácter de urgencia reevaluar los libros de texto de secundaria para que reflejen los valores fundamentales del desarrollo sostenible, entre ellos, los derechos humanos, la igualdad de género, la preocupación medioambiental, la ciudadanía global y la paz y la resolución de conflictos.

El Informe de Seguimiento de la Educación en el Mundo (GEM) así lo solicita en su último documento de políticas, que muestra que desde los años cincuenta hasta 2011 los libros de texto de secundaria han olvidado o distorsionado las prioridades que hoy se consideran decisivas para alcanzar el desarrollo sostenible.

Moldear las mentes

«Los libros de texto transmiten los valores y prioridades claves de cada sociedad y se utilizan ampliamente en las aulas de todo el mundo para moldear lo que aprenden los estudiantes», ha asegurado Aaron Benavot, director del Informe GEM de la UNESCO. «Nuestro nuevo análisis revela hasta qué punto los antiguos estudiantes, que ahora tendrán unos veinte años, aprendieron con libros de texto que tenían poco o nada que decir sobre los valores fundamentales del desarrollo sostenible».

Esto es especialmente relevante ya que los libros se revisan solamente cada cinco o diez años. «Hay pocos instrumentos que moldeen la mente de los niños y jóvenes de forma más potente que los materiales de enseñanza y aprendizaje que se emplean en las escuelas», afirma el informe.

Libros de texto de confianza

También subraya la importancia de los libros de texto en la transmisión, no solamente de conocimientos, sino también de los valores sociales y las identidades políticas y de la comprensión de la historia y del mundo. El informe también destaca que los docentes y los alumnos confían en los libros de texto como fuentes de información objetivas y autorizadas y por tanto consideran que son precisas e imparciales y que se basan en los últimos hallazgos científicos y de práctica pedagógica.

Más apoyo

El informe también examina si los valores que contribuirán a que los Objetivos de Desarrollo Sostenible tengan un éxito mundial forman parte de las directrices nacionales y se utilizan en los libros de texto. El GEM ofrece su apoyo a los gobiernos para revisar estos contenidos mediante la celebración de talleres para autores e ilustradores de libros de texto.