Ei-iE

La Internacional de la Educación reafirma la función fundamental del diálogo social para lograr sistemas educativos de calidad

publicado 15 junio 2022 actualizado 16 junio 2022

En su discurso ante la Organización Internacional del Trabajo (OIT), la Secretaria General Adjunta de la Internacional de la Educación (IE), Haldis Holst, hizo hincapié en la necesidad de diálogo social para establecer políticas educativas y garantizar condiciones de trabajo decente para todo el personal educativo.

Recomendaciones del CEART

En su discurso, Holst destacó que se necesitan “mecanismos más estructurados y democráticos para escuchar la voz del cuerpo docente y sus organizaciones representativas en cuanto a sus condiciones de trabajo y empleo, en constante evolución y cada vez más precarias, así como los nuevos retos que afectan a la profesionalización generados por la pandemia de COVID”.

Respecto a la memoria presentada por el Director General de la OIT el 9 de junio, Holst destacó esta recomendación del Comité Mixto OIT/UNESCO de expertos sobre la aplicación de las Recomendaciones relativas al personal docente (CEART).

El CEART hace un seguimiento, en nombre de la OIT y la UNESCO, de las dos recomendaciones relativas al personal docente, a saber, la Recomendación OIT/UNESCO de 1966 relativa a la situación del personal docente y la Recomendación de la UNESCO relativa a la Condición del Personal Docente de la Enseñanza Superior de 1997.

Holst reiteró que “en el sector de la educación, la COVID provocó cierres de escuelas, cambios drásticos en cuanto a la forma y el lugar en el que se esperaba que trabajara el personal docente y despidos, a menudo sin diálogo social o respeto de los derechos laborales”.

Reunión sectorial de la OIT sobre el futuro del trabajo en el sector educativo

A continuación, destacó algunos de los resultados de la reunión sectorial de la OIT sobre el futuro del trabajo en el sector educativo, en concreto:

  • La necesidad de autonomía y oportunidades de formación y aprendizaje permanente para los educadores y las educadoras.
  • Educación basada en la tecnología que responde al acceso a la transformación digital del trabajo y a los retos que esta plantea, en particular la elaboración de medidas adecuadas de protección de la privacidad y de los datos personales.
  • Privatización: se invitó a los Gobiernos a fortalecer la gobernanza y la reglamentación de los proveedores privados de servicios educativos.

Colaborar con los educadores y las educadoras y sus sindicatos para eliminar el trabajo infantil

Holst también elogió en nombre de la IE y sus organizaciones miembros la labor realizada por la OIT para eliminar el trabajo infantil, al adoptar medidas para lograr el derecho universal a la educación. Insistió en que el Llamamiento a la Acción de Durban, fruto de la 5a Conferencia Mundial sobre la Eliminación del Trabajo Infantil, subraya la importancia de que los educadores y las educadoras y sus sindicatos erradiquen el trabajo infantil.