Ei-iE

Los docentes argentinos llevan a cabo una huelga nacional

publicado 24 agosto 2016 actualizado 7 septiembre 2016

Con los sindicatos de docentes al frente, decenas de miles de personas han tomado las calles argentinas para mostrar su oposición a la reforma educativa del gobierno, que incluye recortes en el gasto, y para exigir a las autoridades que se reinicie el diálogo social.

Las filiales argentinas de la Internacional de la Educación (IE), CTERA, CONADU y CEA, han organizado juntas un día nacional de protesta como resultado de un aumento en la confrontación con el gobierno conservador y de una «falta de soluciones a los problemas educativos en el ámbito provincial y nacional», según un comunicado público.

Los sindicatos, que se oponen a los recortes en el gasto social impuestos por el gobierno de Mauricio Macri, sobre todo en lo respectivo a la educación, han acordado llevar a cabo un plan de acción nacional que incluye:

•un día de huelga nacional el 24 de agosto con manifestaciones en distintas provincias

•su participación en la marcha nacional que reunirá a sindicatos y otras organizaciones desde el 31 de agosto hasta el 2 de septiembre y que acabará en la famosa Plaza de Mayo de Buenos Aires.

•la organización de un día nacional de la justicia de los derechos humanos el 21 de septiembre

•la consolidación de las estrategias de negociación colectiva provincial frente a la negativa de las autoridades a retomar las negociaciones

Reiniciar el diálogo social constituye el primer punto de la lista de peticiones que los sindicatos han hecho públicas en su declaración conjunta. También piden un aumento salarial y exigen el respeto de los acuerdos existentes, la continuación de los programas educativos nacionales, el rechazo a los cambios en la edad de jubilación y un incremento del presupuesto nacional destinado a educación hasta el 10 por ciento del PIB.