Ei-iE

África: Los sindicatos abordan el absentismo docente

por: Emmanuel Fatoma publicado 2012-11-09 actualizado 2012-11-19

Docentes contratados/as

Recientemente, el gobierno ha contratado a más de 1.300 docentes, pero todavía quedan tanto vacantes como docentes por emplear. La campaña 'Toda aula necesita un/a docente” está funcionando, pero se necesita ejercer más presión en los gobiernos y otros para asegurar que se contrata a los/as suficientes docentes.

Mediante este tipo de campañas, junto con la promoción del código ético, los sindicatos de educación están contribuyendo a erradicar el absentismo docente en las escuelas de sus respectivos países.

Campaña sindical

La NTAL, en un intento por detener esta tendencia negativa, ha lanzado una campaña para cambiar la forma de pagar a los/las docentes, defendiendo que sean pagados en sus centros de trabajo. Gradualmente, la campaña está dando sus frutos y el gobierno está acelerando el establecimiento de bancos en las zonas rurales. Pero el desafío permanece, y la NTAL se ha comprometido a continuar su defensa hasta que todo docente sea pagado en su centro de trabajo. La NTAL cree que una vez que el sistema de pago haya mejorado, los/las docentes podrán permanecer en las escuelas y concentrarse en enseñar.

Sierra Leona: límites a la contratación

El absentismo docente en Sierra Leona va desde el 10% al 40%. Los límites del gobierno a la contratación de docentes han dado como resultado que las aulas se queden sin docentes o con personal no pagado y no cualificado. Estos/as docentes son contratados por los directores de las escuelas, pero son personal sin formación y puede que no hayan sido pagados hasta durante dos años.

Estos/as docentes se ausentan regularmente de las escuelas ya que tienen que viajar hasta las sedes del Ministerio de Educación para proseguir con sus situaciones laborales. La afiliada a la IE en Sierra Leona, la Sierra Leone Teachers' Union (SLTU) organizó una campaña para la contratación de docentes colaborando con Action Aid y la National Coalition.

Cobro atrasado

Ben Vayambah, ex docente y miembro de la National Teachers Association of Liberia (NTAL), afiliada de la IE, explicó que, debido a lo bajo que son los salarios y el riesgo que hay de gastarse la mitad de éstos en transporte, algunos/as docentes esperan dos o tres meses para ir a recoger sus cheques. Cuando finalmente llegan a las sedes centrales del condado se les dice que sus cheques han sido depositados de vuelta en la tesorería. Puede tardarse de tres a seis meses más antes de que el docente en cuestión reciba el cheque reexpedido.

Los/las docentes rurales que viajan a las sedes centrales de los condados pueden necesitar tomarse un día libre adicional para hacer su compra mensual tras haber sido pagados. Así, sin que sea su culpa, los/las docentes se ven obligados a cerrar las escuelas para poder viajar a un lugar lejano para recibir su paga. Esto puede significar permanecer una semana o más lejos del aula.

El problema del absentismo

Desgraciadamente, la profesión docente ha sido acusada de tener un absentismo importante. En algunos países, el absentismo docente está creciendo, contribuyendo así a empobrecer la calidad de la educación. Pero, ¿debe hacerse responsables de las causas del absentismo docente únicamente a los/las docentes?  No. En mi experiencia, tanto los procedimientos de contratación docente como los de pago de salarios están gravemente viciados en diversos países africanos.

Liberia: cobro de salarios

Trabajando con docentes en Liberia, aprendí que la forma en qué cobran sus salarios contribuye en gran medida a sus ausencias. Nancy Wreh, una profesora de primaria de Gbanga, me dijo que lo lamenta por sus estudiantes cada vez que no asiste a la escuela. “Me siento culpable, pero no puedo evitarlo”, admitió.

A los/las docentes en Liberia se les paga por cheque. Al final de cada mes, docentes de varios condados deben viajar hasta las sedes centrales de cada condado para recibir sus cheques con su paga. Algunos utilizan hasta la mitad de sus salarios sólo para cubrir los costes de este viaje. Los que no pueden permitirse el billete hacen a pie de 10 a 20 kilómetros hasta el centro de pago. Completar este ejercicio puede durar hasta una semana.

Exigencia de responsabilidades

A lo largo de África, las sociedades se están dando cuenta de la relevancia social y económica de la educación – y están exigiendo un mayor grado de rendición de cuentas por parte de los/las docentes. Pero no son sólo los/las docentes los que pueden hacer que la educación funcione. Padres, gobiernos, los propios docentes, el público y los/as estudiantes, todos ellos deben contribuir a que el proceso educativo funcione.

Debido a la brutal pobreza que se extiende por África y a las altas tasas de analfabetismo, la carga de hacer que la educación funcione ha recaído casi exclusivamente en los/las docentes.

En muchas casos, cuando los/as estudiantes sobresalen en los exámenes públicos, los padres mantienen que es porque sus niños/as son muy listos/as sin otorgarle ningún mérito a los/las docentes. Pero cuando los/as estudiantes suspenden, se condena de forma abrumadora a los/as docentes.

Sin embargo, los/las docentes de África han aceptado su papel como socios esenciales en la educación y están dispuestos/as a esforzarse para dar lo mejor de sí mismos para impartir una educación de calidad.

La matriculación ha aumentado considerablemente, superando las expectativas en muchos países. Sin embargo, hay preocupación sobre la calidad de la educación que se está brindando. 

En muchas escuelas africanas, las aulas están saturadas. Los libros de texto se comparten entre grupos de cinco a diez niños/as, las librerías escolares no poseen los libros relevantes y los laboratorios de ciencias carecen del equipamiento básico. Con estas condiciones tan limitadas, los/las docentes se ven obligados a buscar maneras innovadoras para que el aprendizaje sea posible.