Ei-iE

Los sindicatos de la educación se movilizan para reconstruir la región de Asia y el Pacífico

publicado 25 octubre 2022 actualizado 3 noviembre 2022

La 9.ª Conferencia Regional de la Internacional de la Educación de Asia y el Pacífico (IEAP), "Reconstruir Asia y el Pacífico: El profesorado y sus sindicatos abren el camino hacia un futuro sostenible", brindó a las y los sindicalistas de la región una magnífica oportunidad para reunirse, intercambiar experiencias, exponer nuevas perspectivas e ideas frescas y profundizar en las estrategias para lograr unas condiciones de trabajo decentes para todo el personal de la educación, una educación de calidad para el alumnado y un futuro justo y sostenible para todos y todas.

Del 18 al 20 de octubre de 2022, múltiples delegaciones sindicales de la región de Asia y el Pacífico se reunieron en Siem Reap, Camboya, para hacer contactos, asistir a inspiradoras presentaciones de alto nivel y participar en sesiones especializadas sobre temas clave como la renovación sindical, el cambio climático, la igualdad de género, los derechos humanos y sindicales, la financiación de la educación, la digitalización y la innovación. Durante el día previo a la conferencia se organizaron diversas actividades dedicadas a la situación de las mujeres, la educación superior, la educación sobre el cambio climático y la juventud en los sindicatos.

El primer día, la bienvenida corrió a cargo de las personas que dirigen los sindicatos educativos de Camboya. Ouk Chayavy, presidenta de la Asociación Independiente de Docentes de Camboya (CITA), dio a conocer su situación y reclamó la readmisión de once miembros de la CITA y la liberación de cinco sindicalistas locales que están actualmente en la cárcel.

En su discurso de bienvenida, el presidente del Comité Regional de la IEAP, Masaki Okajima (Sindicato de Docentes de Japón), subrayó que, tras años de pandemia, ha quedado claro que "la educación en línea no puede aportar todos los beneficios que ofrece la educación presencial en las escuelas. Los centros escolares son esenciales para el desarrollo emocional, social, mental y físico". También destacó que el bienestar del profesorado está vinculado directamente con el bienestar del alumnado.

Los gobiernos deben tomar inmediatamente medidas valientes para garantizar una educación de calidad

"La idea de que la tecnología es una varita mágica para resolver todos los problemas es, en el mejor de los casos, errónea. Solo abre la puerta a empresas de tecnologías educativas con ánimo de lucro, que están más interesadas en su negocio y en la minería de datos que en lograr una educación de calidad para todos y todas", apuntó en su ponencia inaugural Susan Hopgood, presidenta de la Internacional de la Educación.

Afirmó que "todo el profesorado debe tener un salario decente, reconocimiento, autonomía académica y un desarrollo profesional de calidad. Los gobiernos deben tomar medidas valientes ahora".

Con respecto a potenciar el sindicalismo entre la comunidad docente, incidió en que "como líderes de nuestros sindicatos, nuestra voz importa y debemos alzarla. Tenemos que ganar seguridad y ser conscientes de la fuerza de nuestra presencia, de nuestra credibilidad única para organizar, para movilizar en la lucha contra la desinformación y todos los movimientos antidemocráticos".

En su intervención, Graeme Buckley, director del Equipo de Trabajo Decente para el Este y el Sudeste de Asia y el Pacífico de la oficina regional de la Organización Internacional del Trabajo, lamentó que "en muchos lugares, los derechos han retrocedido y se han descartado voces de un modo que no es constructivo ni conduce al diálogo social. Ahí es donde la acción sindical es fundamental: fundamental para poner al profesorado en el centro de la educación transformadora, pero también para defender los derechos de la clase trabajadora. El modo en que los sindicatos respondan a los retos y los cambios determinará el futuro de la educación".

En su mensaje de vídeo para la conferencia, Ethel Agnes P. Valenzuela, directora de la Organización de Ministerios de Educación del Sudeste Asiático, sostuvo que "la crisis climática es también una crisis educativa. La educación es la principal solución. Debemos aprovechar estas oportunidades para reforzar las competencias del profesorado y de las direcciones escolares para que los sistemas educativos de toda la región avancen hacia la resiliencia y la sostenibilidad".

Para Shoya Yoshida, secretario general de la Oficina Regional para Asia y el Pacífico de la Confederación Sindical Internacional, "los sindicatos deben superar la función del sindicalismo tradicional y demostrar su potencial para trabajar con distintas esferas de la sociedad, poniendo el máximo énfasis en el trabajo decente".

Continuó recordando que la Internacional de la Educación "desempeña una función esencial", ya que "las condiciones de trabajo de vuestro sector están directamente vinculadas con la calidad de la educación y, por lo tanto, la negociación colectiva de vuestros afiliados y afiliadas no solo afecta a los intereses del profesorado, sino también a los del alumnado, las niñas y los niños, las futuras generaciones y la sociedad en su conjunto".

Docentes y estudiantes son la vanguardia de las luchas democráticas

En su ponencia, el secretario general de la Internacional de la Educación, David Edwards, subrayó que, en la región IEAP, docentes y estudiantes son la vanguardia de las batallas por la democracia. "La lucha ha empezado. Sabemos que no es solo una crisis de la educación. Es una crisis democrática. Obviamente, los países libres y abiertos ofrecen a su población más posibilidades de vivir una vida fructífera que las dictaduras cerradas. Pero la democracia debe ser implacable. Debe organizarse para derrotar a sus oponentes. Para que la democracia triunfe, debemos luchar. Eso implica identificar a las instituciones que trabajan en contra de nuestros intereses. Implica usar nuestro poder para controlar a esas instituciones, lograr que trabajen para nuestro alumnado y para nuestro planeta. La comunidad docente lleva mucho tiempo en primera línea, a la cabeza".

Por lo que respecta a los retos específicos a los que se enfrenta el movimiento sindical de la educación, afirmó que "en un sector de marcado carácter público, la inversión pública es la única forma de garantizar el retorno a la senda de la educación inclusiva y equitativa. La Internacional de la Educación ha liderado la lucha para lograr que aumente la inversión en educación mediante impuestos eficaces y justos, reclamando a los gobiernos que den un paso al frente e inviertan en el profesorado y los sistemas educativos".

Edwards también hizo un anuncio: "El Día Internacional de la Educación, el 24 de enero, pondremos en marcha una campaña para instar a los gobiernos a invertir en el futuro, en el personal educativo y en la educación. Creo que colectivamente, como un movimiento sindical mundial unido, podemos cambiar el relato y asegurarnos de que todos los gobiernos reconocen por fin que el dinero gastado en nuestra profesión (en salarios, en apoyo, en desarrollo profesional y en garantizar nuestro bienestar) no es un coste, sino una inversión vital. Así es como reconstruiremos la educación".

La Internacional de la Educación, que pondrá a punto la estrategia de la campaña durante los próximos meses, está ahora consultando a colegas de todas las regiones. "Debemos estar al frente de este movimiento por el cambio. Ya no se trata de perseverar, sino de prevalecer sobre los intereses particulares. Ya no hablamos de alzarnos para hacer frente a los retos que se nos presentan, sino de levantar un movimiento para estar a la altura del momento histórico. Por nuestro alumnado, por nuestro planeta, por nuestra profesión", concluyó Edwards.

Los sindicatos educativos de Asia y el Pacífico se embarcan en un viaje de renovación

Anand Singh, coordinador jefe de la región de Asia y el Pacífico, informó sobre el trabajo realizado por la Oficina Regional de la IEAP durante los cinco últimos años y expuso la visión de futuro para esta región que ha iniciado un viaje de renovación.

Explicó que este periodo se ha caracterizado por la falta de financiación crónica de la educación y por la extensión de la comercialización y la privatización de y en la educación y los servicios públicos; una situación cuyas consecuencias se han visto agravadas por los retos sin precedentes derivados de la pandemia de COVID-19.

La Internacional de la Educación y sus sindicatos en la región de Asia y el Pacífico se mantuvieron firmes en su apoyo a las afiliadas y los afiliados y en su defensa de los derechos y el bienestar del profesorado y el alumnado.

A pesar de la incertidumbre provocada por las restricciones sanitarias y de seguridad, el cierre de las escuelas en prácticamente todo el mundo y los cambios radicales en el funcionamiento de la sociedad, la comunidad docente y sus sindicatos se adaptaron e innovaron para continuar con su labor de impulso y protección de la educación pública inclusiva y de calidad para todos y todas, la defensa de las libertades profesionales y los derechos sindicales y la generación de la fuerza y la capacidad colectiva necesarias para combatir las persistentes amenazas neoliberales y antisindicalistas a la educación.

"En medio de esta crisis democrática, la IEAP ha seguido avanzando en la campaña de la Internacional de la Educación por los derechos en la región de Asia y el Pacífico: animando el profesorado y a sus sindicatos a participar en acciones políticas y de la sociedad civil, resistiéndose a las políticas autoritarias y colaborando con redes ciudadanas en iniciativas de presión para revocar decisiones autocráticas, especialmente en el ámbito de la educación", afirmó Singh.

Consulta el informe completo aquí.

La recuperación de la educación después de la pandemia y el futuro del trabajo en la educación

La segunda jornada de la conferencia se inició con una sesión titulada "La recuperación de la educación después de la pandemia y el futuro del trabajo en la educación", moderada por la presidenta de la Internacional de la Educación, Susan Hopgood. El debate profundizó en diversas interconexiones multisectoriales que trascienden la educación, como la protección social, el medio ambiente, los derechos o la solidaridad, y se centró en las medidas necesarias para garantizar una recuperación integral e inclusiva.

La secretaria general de la Confederación Sindical Internacional (CSI), Sharan Burrow, ratificó el apoyo de la CSI a la educación por el clima: "Sabemos que la crisis climática requiere una comunidad docente fuerte que se sitúe a la vanguardia de la demanda de una transición justa, en la que las personas y el planeta sean la esencia de todas las políticas públicas. Vuestro apoyo y vuestra petición de que la educación climática sea obligatoria es fundamental, por eso estoy encantada de transmitiros el compromiso de la CSI de respaldar esta campaña mundial".

Apolinar Tolentino, representante regional de la ICM —la Federación Sindical Internacional que agrupa a sindicatos libres y democráticos con miembros en la construcción, los materiales de construcción, la madera, la silvicultura y sectores conexos— pidió a las delegaciones asistentes a la conferencia plasmar su defensa activa de la democracia en sus resoluciones y planes de acción. "La represión ejercida por el Estado no solo es una realidad en Myanmar. También se está produciendo en Filipinas, en Camboya, en Hong Kong. Sin democracia, el movimiento sindical no puede sobrevivir. Trabajaremos unidos para garantizar que el movimiento sigue vivo defendiendo la democracia".

Meera Chandran, profesora ayudante en el Centro de Excelencia de Educación del Profesorado perteneciente al Instituto Tata de Ciencias Sociales, Bombay, India, presentó los principales resultados de su investigación sobre la repercusión de la COVID-19 en la educación y la enseñanza en la región de Asia y el Pacífico. Entre sus observaciones, destacó que "la preocupación principal de la mayoría de docentes fue la falta de interacción con sus colegas y estudiantes. Esta cuestión se impuso incluso sobre la inquietud por el aumento de la carga de trabajo, que fue considerable. Eso dice mucho sobre el carácter relacional del trabajo docente".

El público asistente se dividió en sesiones subregionales: Norte de Asia, Sur de Asia, Asia Occidental, Sudeste Asiático y Pacífico.

Posteriormente, se organizaron sesiones de grupo sobre los siguientes temas: inversión en profesorado; inversión en educación para una recuperación sostenible; defensa de los derechos humanos y sindicales y de la democracia; docentes por una transición justa; y promoción de una recuperación inclusiva.

Prepararse para hacer frente a los retos del futuro

La última jornada de la 9.ª Conferencia Regional #EIAP2022 comenzó con la sesión "Los sindicatos educativos se preparan para hacer frente a los retos del futuro", moderada por el secretario general de la Internacional de la Educación, David Edwards.

Para Correna Haythorpe, presidenta federal del Sindicato de la Educación Australiano, "la esperanza es fundamental en lo que hacemos, en nuestros sindicatos y para nuestros afiliados y afiliadas. Y, como docentes, nos resulta natural ya que creemos firmemente en un mundo mejor, un mundo que creará nuestro alumnado y que esperamos poder modelar a través de ellos y de ellas".

Unifah Rosyidi, presidenta del sindicato docente Persatuan Guru Republik Indonesia, incidió en que es esencial dar acceso a la juventud y a las mujeres a las plataformas y a los puestos de responsabilidad: "Lo más importante es el liderazgo. Ahora estoy muy contenta porque participan muchas mujeres jóvenes en todos los niveles, desde las bases a la dirección".

Monika Sharma, vicepresidenta de la Sección de Mujeres de la Federación de Docentes de Primaria de la India, enfatizó que las y los afiliados pueden beneficiarse de las nuevas opciones de conectividad que han surgido desde la pandemia. "Debido al repentino paso de la educación a las plataformas en línea, tanto el personal docente como el alumnado hemos tenido que aprender a usar estas tecnologías. Al principio fue un dolor de cabeza, pero ahora estamos aprovechándolo. Como sindicalistas, ahora podemos organizar reuniones en cualquier momento y en cualquier sitio, en menos tiempo y sin gastos. Gracias a este nuevo conocimiento, nos sentimos más cómodos estando conectados".

Tsetsegmaa Gendenjamts, secretaria de la Federación de Sindicatos de Educación y Ciencia de Mongolia, habló sobre el notable porcentaje de jóvenes y mujeres que ocupan puestos directivos en su sindicato: "De las 102 personas del comité ejecutivo, más de un 81 % son mujeres y el 33 % son jóvenes. El Comité Permanente de Jóvenes cuenta con doce miembros, entre ellos, cinco representantes de centros de secundaria, tres de escuelas infantiles, dos de universidades y uno de una zona rural".

Andy Tosasai, de la Asociación Nacional de Docentes de las Islas Salomón, explicó que, durante su mandato como presidente, el sindicato resistió la tendencia a la baja en el número de afiliaciones. "El reto de aumentar y mantener las afiliaciones es enorme. Este año hemos conseguido aumentar el número de afiliados y afiliadas y revertir la tendencia. Ha sido gracias al refuerzo de los sistemas de comunicación de redes, a la incorporación de nuevos miembros y al trabajo de promoción. La búsqueda de nuevas afiliaciones es necesaria para aumentar la base sindical y debe emprenderse en todos los entornos de trabajo. La captación de nuevos afiliados debe centrarse en el profesorado joven y en las personas recién contratadas".

Resoluciones aprobadas durante la conferencia

Las delegaciones aprobaron siete resoluciones durante la conferencia:

La conferencia finalizó con la bienvenida de las delegaciones a las personas que se incorporaron al Comité Regional de la IEAP y el agradecimiento al presidente saliente, Masaki Okajima, por su contribución y su extraordinario liderazgo en la región.

Si quieres más información sobre la conferencia, haz clic aquí.