Ei-iE

Estudiantes y personal docente corren un grave peligro en las zonas altamente conflictivas

publicado 2019-06-11 actualizado 2019-06-11

Nuevos datos indican que se producen miles de ataques a escuelas, principalmente por parte de militares y otros grupos armados. Esta epidemia permanente de violencia en zonas con conflictos armados es una prueba de la necesidad vital y continua de respaldar y poner en práctica la Declaración sobre Escuelas Seguras.

Según nuevos datos, los ataques armados continúan

Los días 28 y 29 de mayo de 2019, en el marco de la Tercera Conferencia Internacional sobre Escuelas Seguras de Palma de Mallorca (España), varios investigadores presentaron datos recientes de la Coalición mundial para la protección de la educación ante ataques. Se hicieron eco de que, durante los últimos cinco años, se han producido 14.000 ataques armados contra personal educativo en 34 países con fuerte presencia de conflictos. 

Estos datos indicaban que, de esos 14.000 ataques, 10.000 fueron directamente contra escuelas, con edificios bombardeados, dañados y utilizados por fuerzas militares. Es evidente que, en numerosas ocasiones, tanto los estudiantes como el personal escolar constituían objetivos privilegiados. Dichos ataques y el miedo que provocan son los responsables de socavar y llegar a impedir la existencia de una educación de calidad.

La Declaración sobre Escuelas Seguras

La Internacional de la Educación pide a todos los países que respalden la Declaración sobre Escuelas Seguras, un compromiso para que las fuerzas gubernamentales dejen de fijar como objetivos a las instituciones educativas. La declaración, disponible desde mayo de 2015 en Oslo (Noruega), pide que se haga un esfuerzo para investigar las infracciones de la legislación humanitaria internacional, fomentando enfoques educativos que tengan en cuenta los conflictos y ofreciendo directrices a los estados. Dichas propuestas van dirigidas a los gobiernos en zonas de conflicto y destacan que se debe aislar a las instituciones educativas del conflicto y proteger a los estudiantes y al personal de las escuelas y las universidades en caso de intervención militar.

La Declaración de escuelas seguras representa una determinación y un compromiso político para garantizar que las escuelas sean lugares seguros. Hasta la fecha, 87 países han firmado este documento. La IE pide al resto de países que se sumen a esta iniciativa global para proteger a la juventud de todo el mundo.

http://protectingeducation.org/sites/default/files/documents/guidelines_en.pdf

https://www.regjeringen.no/globalassets/departementene/ud/vedlegg/utvikling/safe_schools_declaration.pdf